miércoles , abril 25 2018
Home / Críticas de cine / Crítica de Coherence. Notable debut de Byrkit

Crítica de Coherence. Notable debut de Byrkit

Parece que hay ideas que últimamente están de moda y vemos repetidas en los guiones de películas que pegan fuerte, como puede ser el hecho de crear un puzzle como engranaje de historias, y ver cómo actúa el ser humano ante situaciones límites.

Estas dos cosas están reflejadas tanto en Mágical Girl como en Relatos Salvajes que se han estrenado esta semana, pero además vemos que también están inmersas en Coherence la película de la que os vamos hablar en este artículo.

Portada de Coherence

Coherence obtuvo el premio al Mejor guión en Sitges 2013, además de llevarse Mejor Película Jurado Joven en el mismo certamen. Sorprende que sea la dirección de James Ward Byrkit un trabajo novel, siendo tan consistente y penetrante para el espectador. Además el director ha realizado el guión que es sorprendente y que te engancha por su contenido narrativo que es excelente.

Un grupo de amigos se reúnen en torno a una mesa, para cenar y ver el paso de un cometa. Una de las comensales recuerda un suceso que ocurrió años atrás en otro país, cuando el paso de un cometa dejó desorientados a todos los habitantes, incluso una mujer llamó a la policía para comunicarles que su marido no era tal. No saben ni cómo ni porqué pero al mismo paso del cometa, algo sucede en cada uno de ellos y nada parece real. ¿Vuelve la historia a repetirse? o ¿la mente les juega una mala pasada?

Coherence es un análisis coherente y racional del ser humano bajo presión, sacando el interior de cada uno y sus más bajos instintos de supervivencia. Vemos como se describen y analizan los celos, el rencor y la paranoia por partes iguales, dando lugar a un mundo de desconfianzas brutal.

Cuidado porque el guión es complejo y con reflexiones muy profundas a las cuáles hay que prestar atención, pero no sólo en imagen, que las hay, si no en sus diálogos profundos y punzantes, que desvelan el trasfondo de las relaciones de amistad y como el pasado siempre vuelve. Unos diálogos ásperos, donde la hipocresía y la ironía son su caldo de cultivo, porque son intensos y van metiendo el dedo en la llaga de cada uno de los protagonistas.

Coherence es una película con cierto tono de bucle, pues la historia se repite en distintos tramos con los personajes en la misma situación pero con matices distintos y ahí es donde aflora la intensidad y que el espectador se integre con la pantalla, pues tiene que recordar los pequeños detalles que se quedaron en la imagen anterior cuando comenzó en el mismo punto y ver las diferencias, analizar e interpretar, por tanto vemos como el director con ese factor está jugando tanto con el espectador como con la cámara.

coherenceinvestigation

Si profundizamos bien en todo el desarrollo, en ese puzzle, el director y guionista ha incidido como se puede saltar de la sonrisa al llanto, del amor al desamor, de la confianza a la desconfianza, en décimas de segundos, y lo ha logrado con una historia a priori sencilla, que se enreda con el paso del metraje y con pequeños guiños de pantalla, y con tanto solo 8 personas y un salón.

Siempre uno saca referencias de otras películas cuando ha terminado el visionado, pero me sorprendió que viendo Coherence, me acordara de Un dios Salvaje de Roman Polanski, géneros totalmente diferentes los de las dos películas, pero tienen en común estar rodadas en una sola habitación casi, y que las conversaciones son extremadamente intensas, llevando al límite a los protagonistas.

Coherence contiene una alta dosis de creatividad que integra al espectador en la película, dejando su mente casi en blanco, para que sólo piense en esa habitación, sus ocho habitantes y sus cambios irracionales o racionales dependiendo de cómo se mire.

 

 

 

 

 

Acerca de Susana Peral

Mira esto

Crítica de Campeones

Crítica de Campeones. Gracias Fesser, el mundo necesita películas así

Me siento en deuda con Javier Fesser, su mejor trabajo hasta la fecha destila honestidad, …

Un comentario

  1. Pingback: Coherence

Deja un comentario