viernes , diciembre 7 2018
Home / Críticas de cine / Los Caballos de Dios. Una película valiente y reflexiva sobre el Yihadismo

Los Caballos de Dios. Una película valiente y reflexiva sobre el Yihadismo

3.6

Crítica de Los Caballos de Dios

Nabil Ayouch hace una crítica social sobre la situación de las clases más desfavorecidas de un barrio marginal…

Una sociedad sin cultura ni una educación básica, sólida y por supuesto sin recursos y sin futuro es un caldo de cultivo del fanatismo como tabla de salvación.

Llega a nuestras salas de cine procedente de nuestro país vecino, Marruecos, Los Caballos de Dios, una película valiente llena de cuestiones muy reflexivas, abordando un tema tan delicado como el Yihadismo. Una película de esas que dejan una huella imborrable en la retina del espectador, por su realismo y por lo actual.

Crítica de Los Caballos de Dios

Se me viene a la memoria la novela Alamut cuando los Ismaelitas prometían el paraíso lleno de vírgenes a los mártires, la búsqueda del paraíso a través del martirio. No ha cambiado el panorama mundial mucho en ese terreno que esa novela de corte medieval plantea con la actualidad, es como si el tiempo no hubiera servido de nada.

Dos hermanos viven en una barriada marginal de las afueras de Casablanca. El hermano mayor, Hamid, es el macho alfa del barrio y protege en todo momento a su hermano pequeño Yachine, que sueña con ser portero de futbol algún día. Los hermanos van creciendo y los problemas se incrementan, el mayor es encarcelado y vuelve totalmente reformado con un gran sentimiento religioso.

Los caballos de Dios viene premiada con la Espiga de Oro de la Seminci en el 2012. Cine exótico, con una imagen impactante nos muestra una realidad no solo de Marruecos si no que se puede extrapolar en cualquier barrio periférico de cualquier ciudad. Nabil Ayouch hace una crítica social sobre la situación de las clases más desfavorecidas de un barrio marginal y chabolista a las afueras de Casablanca llamado Sidi Moumen, donde no ven un futuro más allá de ser algún día un jugador de futbol de los que salen por televisión.

Nabil Ayouch estructura su trabajo en dos partes muy bien diferenciadas, hace una primera parte de la infancia de sus personajes intentando justificar de alguna manera el fin de un modo un tanto previsible, donde se ve claramente que el futuro los tiene dados la espalda. Después ya en la juventud recrea una realidad marginal totalmente corrompida sobre los más desfavorecidos intentando de nuevo encontrar una respuesta a un resultado, a una acción sin sentido, por qué y el cómo se puede llegar a una situación tan extrema sobre la radicalización y el lavado de cerebro de sus personajes.

Los_caballos_de_Dios-349483101-large

La cinta es un largometraje cruel lleno de injusticias, con escenas de una gran crudeza que recuerdan a Cometas en el cielo e incluso a Ciudad de Dios. Se tocan temas de problemática social como la corrupción, el tráfico de drogas y los abusos. Se lleva la supervivencia al extremo. La radicalización como única salida al sin sentido.

Una visión del mundo radical como pocas veces contada, de esta manera tan real y tan aterradora.

 

 

 

 

 

Acerca de Antonio Arenas

Mira esto

Bohemian Rhapsody 1

Crítica de Bohemian Rhapsody. Una visión superficial de Freddie Mercury

Gran parte de los biopics cinematográficos suelen tener el mismo problema: abarcar demasiados aspectos de …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.