miércoles , septiembre 19 2018
Home / Críticas de cine / Crítica de Black Mass: Estrictamente Criminal

Crítica de Black Mass: Estrictamente Criminal

Posiblemente el mejor papel en la carrera de Johnny Depp.

Los espectadores están de enhorabuena porque ya empiezan a llegar a las pantallas el buen cine que se estrena en los festivales y dejamos atrás las cintas fresquitas que nos trae el verano.

Black Mass : Estrictamente Criminal es una de ellas, viene muy bien avalada y con mucha expectación del Festival de Venecia sobre todo por la actuación de Johnny Depp.

El día 23 llega a nuestras pantallas este largometraje que sin ser una obra maestra del cine, ni mucho menos, es una película que conmociona. Scott Cooper, director antes de cintas como Corazón salvaje o Out of the furnace nos invita a un cóctel lleno de ingredientes cómo la tensión en cada escena, el pánico, la carencia de escrúpulos, de asesinatos, morbo, desconfianzas, deslealtades, códigos de honor que llegan desde la infancia e infinidad de buenas interpretaciones que hacen de este trabajo una buena excusa para ir al cine.

Black_Mass_Estrictamente_criminal-168369323-large

Black Mass: Estrictamente Criminal es un thriller basado en hechos reales ambientado en la década de los setenta y ochenta, con los teje manejes entre el FBI y la mafia irlandesa para desbancar a la mafia italiana en Boston por el control de las drogas de diseño y la usura. La estructura de la película se va desgranando por medio de las declaraciones a la policía de los colaboradores del mafioso Withey Bulger que relatan su vida y obra.

La cinta no cabe duda que la engrandece la gran interpretación que hace Johnny Depp dando vida a Withey Bulger un mafioso sin escrúpulos que tiene todas esas cosas que tienen los mafiosos de romántico, el ser tan familiares y tan honorables con los suyos, capaces de lo mejor y de lo peor al mismo tiempo. En este papel, posiblemente el mejor de su carrera suena como Oscar, porque es capaz de trasmitir lo más despiadado del ser humano y la ternura, consiguiendo un registro magistral. La caracterización es parte del éxito con esa mirada impertérrita de perturbado obseso que hace temblar a todos los que le rodean.

Scott Cooper se rodea de un gran elenco de buenos actores del talento como Joel Edgerton, Benedict Cumberbatch, Kevin Bacon, Jesse Plemons, Rory Cochrane, Julianne Nicholson, entre otros, para hacer un trabajo digno que por medio de una historia potente consigue que los espectadores se metan en una atmósfera llena recovecos delictivos.

Una muy recomendable película que dará que hablar en los venideros premios.

Acerca de Antonio Arenas

Mira esto

Crítica de Blackwood

Crítica de Blackwood. ¡Chas! y aparezco a tu lado

Los internados y escuelas de señoritas se han convertido en un escenario recurrente del cine …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.