lunes , julio 23 2018
Home / Críticas de cine / Crítica de “Jackie”. Camelot USA

Crítica de “Jackie”. Camelot USA

Puntuación:

Natalie Portman, una actriz que no guarda un especial parecido físico con la que fuera la esposa del presidente Kennedy, logra captar perfectamente las intenciones del largometraje al reflejar con su trabajo a una mujer inteligente, pero también rota por el fallecimiento de un marido

User Rating: 3.7 ( 1 votes)

Estupendo retrato de la que fuera esposa de John Fitzgerald Kennedy que muestra tanto la persona como el personaje público.

Crítica de “Jackie”

“Jackie” describe perfectamente el final de un sueño que John Fitzgerald Kennedy y su esposa Jacqueline creían posible para la América de los años sesenta del siglo XX. Sus propósitos pasaban por convertir Estados Unidos en una suerte de renovada Camelot, donde ellos encarnarían a unos particulares rey Arturo y reina Ginebra. No obstante, el asesinato del joven presidente en Dallas aborto esa ilusión.

Crítica de "Jackie"

Alejada de los biopics al uso, el largometraje del chileno Pablo Larraín nos enseña a una Jackie afligida por el dolor de perder a su marido y absorta por el abrupto final de  su proyecto vital que se encarga de forjar la leyenda del breve mandato de su esposo. Una narración donde ella, la primera dama, tiene un papel fundamental. El primer paso para crear el relato casi mítico fue conceder una entrevista a un periodista de la revista Life al que contó su versión del asesinato y cómo había sido su particular reacción. Sin embargo, a pesar de su desconsuelo, la viuda controló qué podía publicar o no el reportero.

Sin ninguna duda, el retrato que realiza el autor de Tony Manero” y No”, con ayuda de un espléndido guion de Noah Oppenheim, dista de ser el de la típica mujer dócil que podía aparentar ante los medios. El filme nos la muestra muy consciente de su papel de su primera dama, pero desvelando que detrás del personaje público había una persona muy segura de sí misma y que pretendía realizarse siendo la consorte ideal del presidente de Estados Unidos. Un objetivo que le llevó a tolerar las infidelidades de su marido.

Larraín, autor de las muy notables El club” y Neruda”, enfatiza en todo momento el carácter de representación de los actos públicos, cuidando especialmente la puesta en escena de momentos como el que reconstruye el concierto de Pau Casals en la Casa Blanca, filmados con una meticulosidad y frialdad cercana a Stanley Kubrick. Pese a todo, lejos de dibujar a una esposa calculadora, el filme también la humaniza al plasmar su desconcierto vital ante el futuro y el drama que supuso para ella perder  prematuramente a dos de sus hijos.

Natalie Portman, una actriz que no guarda un especial parecido físico con la que fuera la esposa del presidente Kennedy, logra captar perfectamente las intenciones del largometraje al reflejar con su trabajo a una mujer inteligente, pero también rota por el fallecimiento de un marido y el final de ese cuento de hadas que pretendía ser su estancia en el Capitolio.

Crítica de Julio Vallejo Herán.

Acerca de Julio Vallejo

Mira esto

Crítica de No dormirás

Crítica de No dormirás. La falta de sueño produce monstruos

Los psiquiátricos y hospitales de todo tipo, especialmente si se encuentran abandonados, se han convertido …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.