sábado , diciembre 15 2018
Home / Críticas de cine / Un Amigo para Frank. Cine de Sesión de Tarde de Domingo

Un Amigo para Frank. Cine de Sesión de Tarde de Domingo

“Un amigo para Frank” hace un tratamiento edulcorado sobre la perdida de memoria, la soledad y sobre la amistad, con el problema de los prejuicios del cine americano, que cuando quieren tratar un tema delicado les cuesta ahondar y la profundidad hay que imaginársela, es quizás el europeo el que mejor se desenvuelva en ese terreno.

Esta película ha sido un reencuentro con los recuerdos de “E.T.” de Steven Spielberg pero con un niño de mayor edad. La cinta quiere exponer el papel de los hijos a la hora de hacerse cargo de los padres, que eluden la responsabilidad cada uno con un argumento que no les produzca una pesadumbre en la conciencia, y es un tema muy interesante para abordar, podría dar mucho de si, siempre salvando las distancias, como en el caso de “Amor” de Michael Haneke pero en este caso se ha querido hacer en tono de comedía y si al menos despertara alguna sonrisa, aquí desde luego no lo han conseguido.

Crítica de "Un Amigo para Frank".

Frank protagonizado por Frank Langella, es un anciano antiguo ladrón de guante blanco con problemas de memoria, que su hijo (James Marsden) decide solucionar trayéndole un robot para que le ayude en su día a día, así evitar llevarle a una residencia, es una manera de no cargar con la culpabilidad de no atenderle. Frank tiene un gran amor por los libros y es por ello que mantiene una relación cordial con la bibliotecaria, papel interpretado por Susan Sarandon.

“Un amigo para Frank” parece un cine de bajo presupuesto y de sesión de tarde de domingo, se nota que es el primer largometraje dirigido por Jake Schreier. En cuanto a la credibilidad del robot deja mucho que desear, solo por la manera de andar es deducible que debajo de la escafandra hay una mujer, se nota que está interpretado por una actriz (Rachael Ma).

Un-amigo-para-Frank

No encaja muy bien la época futurista, chirría ver coches no demasiado futuristas y un robot de tanta tecnología en un mismo periodo. De los actores no hay mucho que destacar, la carga interpretativa de la cinta no tiene un nivel de exigencia como para que los actores hagan el papel de su vida, Frank Langella está aceptable y Susan Sarandon hace un cameo que entristece, es como si ya no contaran con ella para papeles de más relevancia.

La película tiene un rato de “Atraco a las tres” pero ridículo, con una banda sonora que la hace un poco más valiosa de lo que se podría esperar. Destacar un detalle al realzar lo valioso del Quijote.

En líneas generales es una película para ver y olvidar.

Una Crítica de Cine de Antonio Arenas.

Acerca de Rafael Calderón

Crítico de cine, Director y Redactor jefe en Cineralia. Admito que soy un enamorado del séptimo arte que no duda en recordar que como dijo aquel, "Nadie es perfecto"

Mira esto

Bohemian Rhapsody 1

Crítica de Bohemian Rhapsody. Una visión superficial de Freddie Mercury

Gran parte de los biopics cinematográficos suelen tener el mismo problema: abarcar demasiados aspectos de …

Un comentario

  1. Lo de un cameo con respecto a la actuación de Susan Sarandon no estoy de acuerdo, sale en mas de una y de dos ocasiones, por lo tanto su papel aporta algo más y sobre todo es el engranaje final de la película, y no quiero contar más…

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.